Cinco mil soluciones habitacionales ha entregado Varela en el área metropolitana

Con la entrega de 60 nuevos apartamentos del proyecto Villa de San Miguel, ubicado en el corregimiento de Calidonia, el Gobierno del presidente Juan Carlos Varela supera las 5 mil soluciones habitaciones licitadas, construidas y remodeladas en el área metropolitana.

La obra, que reemplaza a la antigua barraca El Gallo, está ubicada en el barrio San Miguel, corregimiento de Calidonia y consta de tres torres de cinco pisos cada una con 20 apartamentos de 50 metros cuadrados.

“Techos de Esperanza no solo se ve en el interior, este Gobierno ha licitado para el área metropolitana 4 mil soluciones habitacionales con una inversión de 129.4 millones de balboas”, detalló el Presidente.

El Ministerio de Vivienda y Ordenamiento Territorial (Miviot) también ejecuta 84,383 soluciones habitacionales en todo el país, entre los programas Techos de Esperanza, obras urbanísticas y el aporte de los bonos del Fondo Solidario de Vivienda.

El Gobernante manifestó que “la paz social de nuestros pueblos se logra con la satisfacción de sus necesidades básicas. En ese camino estamos trabajando para que los panameños tengan una vivienda digna donde criar a sus hijos, acceso a sanidad básica, educación bilingüe, con docentes bien remunerados, centros de salud abastecidos de medicamentos, personal médico y técnico”.

Por su parte, el titular del Miviot, Mario Etchelecu, aseguró que tras muchos años de espera, más de 300 personas, entre niños y adultos, ahora tendrán una mejor calidad de vida, ya que contarán con hogares dignos y seguros, sin tener que preocuparse por el riesgo que corrían en las viejas estructuras.

Villa de San Miguel

Este proyecto representó una inversión de 2 millones 850 mil balboas. Se trata de apartamentos de dos recámaras, un baño, sala, comedor y cocina, que incluye sus armarios, lavandería, balcón, áreas de juego para niños, terrazas y estacionamientos para propietarios y personas con discapacidad, tanque de reserva y bomba de agua, entre otros agregados.

Cada edificio tiene detectores de humo y alarmas contra incendios para mayor seguridad y evitar accidentes, lo cual asegura un lugar seguro, para que padres de familia se enfoquen en sacar a sus hijos adelante y para que los niños y jóvenes se concentren en lo más importante: estudiar.

También se ejecutaron trabajo en las calles internas para que sean transitables, se creó una terraza para adultos y un parque para que los niños tengan un espacio de esparcimiento. Se instaló infraestructura pluvial, sanitaria y de acueductos con un sistema hidroneumático para mantener la presión de agua constante en la red de distribución.

Nota de prensa

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *